¿Qué debo hacer después de tomar el sol?

Dúchate con agua tibia y un gel dermoprotector, para eliminar los restos del protector solar, suciedad e impurezas. Bebe agua para compensar la deshidratación.

 

¿Por qué debo aplicarme un after-sun?

Los after-sun o productos para después del sol hidratan, reconfortan, calman, alivian y reparan la piel de la "agresión" solar. Además, te ayudarán a prolongar tu bronceado.

 

¿No es suficiente con mi hidratante habitual?

No, es mejor un producto específico para después del sol porque su formulación incluye ingredientes específicos que nutren, reparan, alivian la sensación de quemadura, calman las rojeces y protegen contra el fotoenvejecimiento. Intensifican el tono adquirido y lo subliman.

 

¿Y mi pelo, cómo lo cuido?

Te recomendamos una mascarilla reparadora e hidratante que compense la sequedad y otros efectos de la radiación solar.